Toledo (Norte de Santander).

Viernes 25 de agosto de 2017

Procedente de Labateca vine a Toledo para disfrutar de este pueblo que me recibió lo más de bien.

Laboteca
Mi amigo Cristian con quien viajé desde Laboteca, al fondo.

Llegué en la moto Pulsar de Cristian, un joven que venía del pueblo rival y vecino.

Ambos municipios están frente a frente y han sido contrincantes desde la época de la guerra de los partidos. En Labateca se ubicaron los liberales y en Toledo los conservadores.

Aunque ya estos dos pueblos no son tan antagonistas; parece que la Virgen de las Angustias los ha unido: aquí en Toledo se apareció y es en el templo de Labateca donde se venera el lienzo original.

CA
Jardín en el parque de Toledo y capilla de las Angustias.

Toledo tiene señorío, aunque el comercio acá no es tan abundante.

Una de las particularidades de Toledo es que tiene dos iglesias: la principal en honor de San Luis Gonzaga y otra más pequeña pero también en el marco de la plaza, la capilla dedicada a Nuestra Señora de las Angustias.

AD
Hermoso altar dorado dentro de la Iglesia de San Luis Gonzaga.

Quise subir a la parte alta detrás de la iglesia parroquial, para divisar el centro urbano desde esa atalaya. Por allí hay varias fincas y caminos con vista privilegiada.

Y estuve tan de buenas que le pedí el favor al primer muchacho que pasó en moto y de muy buena gana el pelado aceptó el reto. Todo un desafío porque mis 95 kilos no son poca cosa para trepar por pendientes sin pavimento.

Pues sí que afortunadamente Robert Yesid Basto Rozo aceptó mi petición. En su moto de 110 centímetros subimos no de una, sino con escalas en las pendientes más inclinadas, donde yo me bajaba para que Robert manejara solo la moto.

PT
Niño en el parque de Toledo.

Y lo mejor fue que Robert Yesid es un viajero en potencia, disfrutó mucho de las pocas cosas que le conté de mis viajes y aspira a seguir mis pasos.

AF
Ángel en la fachada eclesial.

Con mi anfitrión divisé todo el pueblo desde lo alto, la cascada que pertenece a Labateca pero solo es visible desde Toledo y la panorámica de Labateca que se ve muy bien desde su vecino.

Luego estuvimos cerca al Hospital donde hay una cruz conmemorativa de la misión y por ahí se ve también la Biblioteca de techo azul que seguramente fue donación del gobierno japonés.

Le agradecí a Robert Yesid y luego fui a repartir tarjetas entre los pocos funcionarios que había en la alcaldía.

Se trata de una edificación antigua con patio central, muy bella.

SS
Sillas con sombrillas a un lado de la Capilla Nuestra Señora de las Angustias.

En seguida de la capilla de las Angustias, colocaron mesas con sillas en una explanada agradable. Y en la parte de abajo de la plaza, está la Estación de Policía, en una calle cerrada y decorada con faroles.

Lo que vino a continuación fue lo mejor. Saludé a los funcionarios que había en la emisora local y el canal de televisión.

Entonces cuando les conté algo acerca de mis viajes, se les ocurrió que me podrían hacer una entrevista para el canal de televisión, que tiene cobertura en varios pueblos vecinos. Excelente, estoy listo.

Juan Mercado Martínez y los expertos en internet y sonido, alistaron los equipos y nos ubicamos en el centro del parque para hacer la grabación.

No fue necesario que me hicieran preguntas, simplemente yo empecé a describir mi actividad y a narrar algunas anécdotas de mis viajes.

LlR
Macetas con llantas recicladas decoran el centro del parque.

Hice énfasis en lo hermoso que me ha parecido Toledo y su parque, con jardín plantado en macetas de llantas, la amabilidad de la gente, lo rico del salpicón que venden en la plaza y cómo son de hermosas las iglesias de San Luis Gonzaga y Nuestra Señora de las Angustias.

Creo que lo hice bien, traté de motivar a los toledanos para que cuiden su pueblo y se aficionen por los viajes.

El regreso hasta Chinácota fue delicioso. Porque el bus Kodiak tenía resonador en el freno y el bajo, y cada que el conductor los accionaba, sonaban lo más de bueno por debajo de la carrocería.

M
Árboles con el tallo y las ramas cubiertos de musgo.

Subiendo al Alto de Mejué  me impresionaron los árboles con el tronco y las ramas cubiertos de musgo. Me recordó los chamizos que preparábamos para el pesebre decembrino, los cuales forrábamos con algodón, para simular la nieve.

Antes de Chinácota se subió al bus un señor que cultiva hortensias y aprendió el oficio con floricultores de La Ceja (Antioquia).

Se sentó a mi lado y conversamos un rato sobre el tema. Supe que para exportar, las hortensias deben tener un tallo mínimo de 60 centímetros de alto.

El alcalde de Toledo hasta el 2019 es el señor Jairo Alberto Castellanos Serrano.

Acá habitan en total 17.000 toledanos, cinco mil en el pueblo y los 12.000 restantes son campesinos.

Germán Vallejo

En este Blog publico relatos de mis viajes por Colombia y Antioquia. Desde el 2004 he realizado viajes, casi siempre solo, con pocos recursos y en transporte público. Estoy convencido que en un día soleado todo se ve más bonito, por lo que prefiero viajarenverano. Bienvenidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *