Marmato (Caldas) 2/2

Viernes 5 de junio de 2009

Dos momentos de susto.

En la anterior entrega nos dimos una idea del pueblo y la manera precaria como se trabaja en las minas de Marmato.

PE
Pocos espacios estables.

También conocimos El Llano, el único sector plano hasta donde, desde hace décadas se piensa trasladar la población.

En esta segunda entrega les contaré dos experiencias imprevistas que me produjeron pánico.

Iba solo bajo los cables, cuando de pronto sentí un ruido muy extraño encima de mi cabeza.  No pude saber de qué se trataba, pensé que era algo que me iba a sepultar, por lo cual seguramente palidecí en segundos.

BA
Breake por el aire.

Pero no, cuando miré hacia arriba vi cómo se deslizaba a gran velocidad sobre el cable aéreo un breake cargado de material. Entonces sí volvió la sangre a mi rostro.

Muy cerca almorzaban varios mineros jóvenes con los cuales me puse a conversar. Me enseñaron cómo es que la lámpara de los cascos funciona con carburo.

LR
Lámpara rudimentaria.

Después de haber estado un tiempo dentro de la mina, sacan el material quemado del depósito de la lámpara, lo reemplazan por piedras nuevas, escupen sobre ellas, lo tapan y luego accionan un dispositivo con piedra como de una candela y la lámpara se enciende.

En algún momento cuando miraba hacia el pueblo escuché gritos de alarma de cómo siete mineros que eran los que estaban cerca. Todos corrieron a refugiarse dentro del socavón y yo no sabía para dónde coger.

Sentí la muerte cerca y lo único que hice fue salir en carrera hacia la mina San Antonio. Cuando me detuve miré para atrás y no escuché más que risas y burlas de los mineros.

TQ
Terreno quebrado.

No sé si fue a propósito para asustarme o que en realidad sintieron caer alguna piedra desde lo alto, pero de todas maneras en ese momento entendí cómo estos obreros viven en riesgo permanente pues a cada instante están jugando con la muerte.

Al regresar hasta ellos, uno de los  mineros le gritaba a los trabajadores de arriba:

‘Tengan cuidado que matan al periodista!’

MA
Mineros amigos.

Total terminé riéndome con ellos y me encantó haber vivido esa experiencia frecuente en este tipo de trabajo.

De las entrañas de la tierra.

Cada cierto tiempo salen de la mina jóvenes que empujan carritos de cuatro ruedas que suben a través de rieles, desde lo más profundo del socavón. En esos rudimentarios carros de madera sacan piedras de distintos tamaños.

SM
Salida de material.

Antes de enviarla en breake hasta el molino, seleccionan las piedras. Ellos saben cuáles son las que contienen oro y cuales otras se descartan porque son ‘peñas’. El que sí ‘se beneficia’, es decir, continúa en el proceso,  es el ‘mineral’ que los  obreros distinguen por su color y qué se yo, qué otras características.

Otra forma de sacar oro es la que utilizan los llamados ‘guacheros’, quienes extraen de las entrañas de la tierra la ‘guacha’, aquel material más preciado, ese que se consigue siguiendo únicamente la veta y que es el material más rico en metal dorado. A ellos les va muy bien, pero tan fácil como ganan mucho dinero, de la misma forma lo despilfarran el fin de semana.

El barequeo.

Ya sin acompañante, anduve un poco más allá de la alcaldía, en donde en una casa estaban ‘boliando batea’, es decir, separando el oro de los demás materiales de manera mecánica por parte de un joven experto en esas labores.

MA
Minería artesanal.

Como el oro es más pesado, al mecer y dar pequeños golpes sobre el recipiente plano de madera, el oro se queda en el fondo y es fácil excluir la arena restante. Luego mediante ácido nítrico se le queman las impurezas para luego separar los restos de hierro con un potente imán.

IP
Iglesia pequeña.

Por último el oro se lleva al fuego para secarlo y si se quiere, se elabora un pequeño lingote que es el que se vende en castellanos que equivalen a 4.6 gramos cada uno.

Me mostraron uno de esos micro lingotes como del tamaño de media cajita de fósforos, muy pesado y tan valioso que ese pedacito no más, cuesta por ahí unos dos millones de pesos.

Con el  morral a la espalda anduve hacia la salida para la carretera troncal por si bajaba algún carro que me llevara. Desde abajo se evidencia el gran riesgo que se vive en Marmato donde fácilmente toda la montaña se puede venir abajo y acabar con el pueblo.

MS
Mineros hacia Supía.

Cuando nos acercamos a la troncal vimos como seis mujeres que esperaban carro que las subiera a Marmato. Son las trabajadoras sexuales que cada ocho días pasan el fin de semana con los mineros.

Pero ya ve, Marmato me pareció un pueblo seguro, como que no hay delincuencia común y la gente fue toda muy amable.

ME
Miradas de esperanza.

Y es que, según me cuentan los mineros, en Marmato hay oro todavía para otros 500 años de explotación.

Incluso en el cauce del río Cauca había también hombres barequeando, es decir recogiendo el precioso mineral de las entrañas del río.

Dicen que a finales del 2009 una empresa minera de Canadá compró muchas minas a sus dueños, que las venían explotando desde hacía muchos años.

Al decir de algunos, la empresa canadiense lo que buscaba era hacer explotación a cielo abierto, arrasando con todo.

Al poco tiempo cuando los vendedores se habían gastado el dinero, regresaron a trabajar las minas abandonadas por la empresa norteamericana y ese es un conflicto que no se ha resuelto aún.

El alcalde de Marmato hasta el 2019 es el señor Julio Vargas Chica.

Acá habitan en total 8.500 marmateños, 1.500 en el pueblo y 7.000 en las veredas.

 

Germán Vallejo

En este Blog publico relatos de mis viajes por Colombia y Antioquia. Desde el 2004 he realizado viajes, casi siempre solo, con pocos recursos y en transporte público. Estoy convencido que en un día soleado todo se ve más bonito, por lo que prefiero viajarenverano. Bienvenidos.

4 comentarios en “Marmato (Caldas) 2/2

  • el 8 febrero, 2019 a las 8:19 am
    Permalink

    Excelente redacción que te lleva a caminar por ese lugar y acompañada de
    muy buenas fotografías. Excelente aporte.

    Respuesta
    • el 8 febrero, 2019 a las 3:40 pm
      Permalink

      OK Alejandro, gracias por tu comentario, esa es la idea. Saludos.

      Respuesta
  • el 24 abril, 2019 a las 9:44 am
    Permalink

    buenos dias.
    Ví el programa de Telemedellín que ha pasado, y permitame darle un efusivo saludo con mi mas grande admiración por usted, ya que lo que hace es loable y algo que solo hacen emprendedores y berracos de nuestro pueblo.
    Ha visitado a La Victoria, Caldas?. y un lugar que se llama La Pradera de este municipio.? No se si es corregimiento , vereda o que. Yo lo conocí siendo muy niño, pues ese lugar lo colonizo el esposo de una tia. Es espectacular.
    Mi saludo cordial y mi mas efusivo sentido de admiración por su “juventud acumulada”.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *