Oicatá (Boyacá).

Sábado 4 de junio de 2016

Pueblo pequeñito y hermoso.

En Boyacá hay tantos pueblitos para conocer, como este que veremos hoy, a solo 12 kilómetros de Tunja.

PA
Plaza amplia y ventilada con la capilla doctrinera en el centro de Oicatá.

Como no hay transporte público entre Chivatá y Oicatá, me ubiqué cerca al cementerio vecino y el primer carro que pasó se detuvo para traerme hasta este bello municipio.

Y por ¿qué no hay transporte? Porque en el casco urbano de Oicatá habitan apenas 300 personas. Supongo que en días de mercado sí hay servicio de busetas.

MA
Materos en forma de ánforas decoran la casa cural.

En un día de sol fuerte llego a esta población completamente plana y con una plaza inmensa.

Allí conozco la familia de un funcionario del Cuerpo de Bomberos de Tunja, con quien converso un rato.

El hombre me contó cómo no solo en Tunja ha crecido la población, sino que hasta estos pueblos pequeños se están viniendo muchos pensionados que buscan una vida tranquila en lugares tan bellos como Oicatá.

PV
A Oicatá lo rodean planicies verdes y cultivos de clima frío.

Es que basta admirar esos alrededores verdes para que se llene de gozo el alma del más indiferente.

Evangelización española.

La bella capilla doctrinera erigida en el centro del pueblo en el siglo XVI, es de las pocas que conserva el ‘corral de piedras’: un espacio a manera de atrio, encerrado con barandas de rocas amarillas.

CP
Frente al templo, un corral de piedras porque a los indígenas les daba temor entrar a la capilla.

Se cuenta que, como los indígenas sufrían de claustrofobia, los evangelizadores venidos de España al principio los adoctrinaban dentro del ‘patio de piedras’ hasta lograr que perdieran el temor de entrar al templo.

En el interior de la iglesia se ven valiosos retablos forrados en laminilla dorada, imágenes de estilo quiteño y coloridos grabados en la pared detrás del altar central.

Pecados de Inés de Hinojosa.

En el marco de la plaza de Oicatá aún sigue en pié la Casa esquinera donde vivieron Las Hermanas Hinojosa.

IH
Casa donde vivió doña Inés de Hinojosa.

Muchos recordamos la telenovela: ‘Los Pecados de Inés de Hinojosa’ dirigida por Jorge Alí Triana y con actrices de renombre como de Amparo Grisales (Inés de Hinojosa), Margarita Rosa de Francisco (Juanita Hinojosa) y Kepa Amuchategui (don Pedro Bravo de Rivera).

EM
Estudiantes de música ensayan en el patio de las Hinojosas.

En el patio de la casa de las Hinojosa ensayaban los jóvenes de la Banda de Música de Oicatá.

Los felicité por dedicar tantas horas a una labor tan bella que les dará lo que muchos de sus pares no tienen: disciplina, autocontrol, tenacidad. Qué bien.

PC
Palmeras del parque central de Oicatá.

En el centro del parque hay una fuente ahora sin agua. También un hermoso túnel verde que junto a las palmeras completan el decorado central.

CC
El gobierno municipal también se administra desde una casa colonial.

La Alcaldía con balcón corrido, ocupa una casa antigua de dos plantas. Como es usual en los pueblos, ahí funcionan también las oficinas del Banco Agrario.

El pasaje de Oicatá hasta Tunja cuesta solo $2.300 para media hora de camino, en parte por pavimento de doble calzada.

CC
Casa cural en seguida de la capilla doctrinera.

En las afueras de Oicatá hay varias reservas naturales con fuentes de agua como Soca y Pionono que vale la pena conocer, lo mismo que haciendas con casonas antiguas y hasta capilla.

El alcalde de Oicatá hasta el 2019 es el señor Franky Ariel Fonseca Salamanca.

Acá habitan en total 2.800 oicatenses, 300 en el pueblo y 2.500 en las veredas.

Germán Vallejo

En este Blog publico relatos de mis viajes por Colombia y Antioquia. Desde el 2004 he realizado viajes, casi siempre solo, con pocos recursos y en transporte público. Estoy convencido que en un día soleado todo se ve más bonito, por lo que prefiero viajarenverano. Bienvenidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *