Santa Rosa de Osos (Antioquia).

Para llegar a Santa Rosa se puede viajar por la subida a Matasanos una carretera  pendiente pero segura, que se recorre en solo dos horas desde Medellín.

Sobre la derecha se divisan muy bien Barbosa y el cauce del río Porce allá abajo. Y a partir del alto abundan los prados verdes donde pastan vacas lecheras que son el eje de la economía santarrosana.

Catedral.
Catedral de Santa Rosa.
Basílica.
Basílica y Catedral.

Clima frío.

La región se conocía antiguamente como ‘Valle de los Osos’. Más adelante se le cambio el nombre para honrar a la santa limeña.

Se trata del segundo municipio más alto del departamento de Antioquia, con 2.550 metros sobre el nivel del mar, por lo cual hay que traer saco para abrigarse incluso en tiempo de verano.

El clima frío favorece el crecimiento vertical que ha tenido el pueblo en los últimos años, donde es fácil encontrar alojamiento en la variada oferta hotelera que ofrece la localidad.

Catedral.
Interior de la Catedral.

Arraigo religioso.

Hasta los años 70 del siglo pasado, Santa Rosa recibió la influencia de un líder religioso muy cuestionado, por su participación en política a favor del conservatismo radical: Monseñor Miguel Ángel Builes.

El obispo que murió en 1.971, fundó varias comunidades religiosas y creó el Seminario de Misiones Tardías de Yarumal. Hoy Santa Rosa tiene 30 capillas, 10 museos y ocho parques.

Obispo.
Miguel Ángel Builes, con atuendos nada cristianos.

Escuela Normal Superior.

El maestro Rodrigo Arenas Betancur esculpió en honor del poeta santarrosano Porfirio Barba Jacob, la obra estilizada que decora el centro del pueblo.

Frente a la Catedral de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá se aprecia el Parque Simón Bolívar y al fondo el edificio en donde funciona la Escuela Normal Superior Pedro Justo Berrío.

Este hijo preclaro de Santa Rosa de Osos, fue militar, catedrático y líder conservador, que gobernó durante dos períodos del Estado Soberano de Antioquia.

La fachada del edificio emblemático es de lo más bello que se pueda admirar en el norte de Antioquia. Ventanas preciosas con el estilo propio de la arquitectura antioqueña.

Colegio.
Normal Pedro Justo Berrío.
Corazón.
Mausoleo dentro de la Normal.

En un mausoleo en mármol se conserva el corazón de Pedro Justo Berrío, militar y gobernante quien mandó construir escuelas y carreteras en tiempos de los Estados Unidos de Colombia.

Los corredores de piso en madera, conservan las chambranas antiguas ahora decorados con matas de flores coloridas.

Museo de Arte Religioso.

No es gran cosa al Museo de Arte Religioso de la Catedral, pero sí es entretenido subir a cada una de las atalayas y, sobre todo, divisar la plaza principal desde el balcón que separa las torres de la iglesia.

En los distintos salones del Museo hay de todo: desde ornamentos litúrgicos que se salvaron del incendio del 2007, hasta retratos antiguos de santos y advocaciones variadas de Jesucristo.

También se exhiben cuadros de los ángeles, custodias antiguas y doradas, vinajeras de plata, candelabros con fustes engalanados, un almanaque Bayer de 1.940 con la imagen del Papa Pío XII, crucifijos de todo tipo, una matraca antigua y hasta los famosos cuadros de la muerte del justo, llevado por los ángeles y el pecador que rechaza al cura y es atraído por el demonio.

Campana.
Museo de Arte Religioso.
Plaza.
Plaza central de Santa Rosa.

Vale la pena detallar las campanas antiguas con tallas de los años en que se  fabricaron y los nombres de quienes las donaron. También la maquinaria del reloj de la Catedral que todavía funciona con precisión suiza y lo más hermoso: el órgano tubular de la Casa Cavaillé – Coll de París que está allí desde 1.929. Es maravilloso, con sus clavijas originales y ese sonido peculiar que suena a misa solemne o a coro celestial.

Allá arriba en lo más alto de la Catedral la vista es deslumbrante. Se distingue al oriente la aguja y edificación de la Basílica de las Misericordias, la carretera que va hacia la costa y la vista sobre la plaza y el edificio Pedro Justo Berrío, donde funciona la Alcaldía. Desde el coro también se tiene una mirada sorprendente del interior de la Catedral con su baldaquín en mármol coronando la mesa del altar.

Convento de las Hermanas Teresitas.

El Convento de las Hermanas Teresitas ocupa una casa entretenida de caminar para el viajero curioso y que alberga varios museos.

En el Museo de la Comunidad se exhiben objetos propios de las monjas. Camándulas, muñecas vestidas con los distintos hábitos de las religiosas, fotos de las directoras que ha tenido el claustro e imágenes de algunos santos. Como se trata de un edificio de tres pisos, desde la plazoleta se tiene una vista muy interesante sobre distintos puntos del pueblo.

El otro museo es el que alberga muebles y objetos del Fundador de la Comunidad: Monseñor Miguel Ángel Builes. Que la cama en donde murió en 1.971, los sombreros, sotanas y ornamentos que vestía, e incluso en un cuadro están exhibidos los silicios con los cuales castigaba su cuerpo a favor del espíritu.

Biblioteca.
Biblioteca en la casa del obispo.
Capilla.
Capilla del Convento.

Otro de los museos es el Etnográfico en donde se conserva una gran cantidad de artesanías propias de los trece países en los cuales tiene asiento la Comunidad de las Teresitas.

Sobre la Calle Real, contiguo al Palacio Episcopal está la casa en la que vivió durante 34 años Monseñor Builes. Es una casa azul, pequeña y muy bien conservada, con azucenas y cartuchos decorando el patio. Allí se aprecia el salón en donde el obispo atendía a los fieles, el escritorio antiguo que guarda una imagen preciosa de la Inmaculada Concepción. También visitamos la habitación con aguamanil y jarra en donde dormía por las noches, el tendido de lana que le bordó su madre para cubrir la cama episcopal, etc.

Capilla del Señor de la Humildad.

Al terminar la Calle Real se encuentra la Capilla del Señor de la Humildad, el primer templo que hubo en Santa Rosa de Osos. Su principal atractivo es el púlpito en madera con la imagen de los cuatro evangelistas sobre una columna de capital dorado.

El retablo central exhibe varias imágenes, entre ellas la del Señor de la Humildad en una pose que más parece filosofando. Las escaleras que suben al coro son en caracol y de fina madera.

Capilla.
Capilla Señor de la Humildad.

‘Capilla Sixtina’.

En seguida del Hospital se llega al colegio que conserva la llamada ‘Capilla Sixtina’. Se trata de una ermita bien decorada con escenas bíblicas en el cielo raso y, en los muros laterales y las estaciones del Vía Crucis, ya no una por una, sino en secuencia como si se tratara de una película.

Fueron pintadas por Salvador Arango, un creador santarrosano cuyo hijo con igual nombre heredó la vena artística de su padre.

La Sixtina.
‘Capilla Sixtina’ de Santa Rosa.
Alcaldía.
Interior de la alcaldía.

Acá habitan en total 32.000 santarrosanos, repartidos por partes iguales en el pueblo y en las veredas.

Alcaldes de Santa Rosa de Osos han sido: 2016-2019 María del Carmen Roldán Arango y hasta el 2023 es el señor Carlos Alberto Posada Zapata.

Fecha de la visita: Viernes 13 de febrero de 2009.

Germán Vallejo

En este Blog publico relatos de mis viajes por Colombia y Antioquia. Desde el 2004 he realizado viajes, casi siempre solo, con pocos recursos y en transporte público. Estoy convencido que en un día soleado todo se ve más bonito, por lo que prefiero viajarenverano. Bienvenidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.