Tangua (Nariño).

Lunes 14 de diciembre de 2015

Regresando de Guaitarilla hacia Pasto, nos aproximábamos a Tangua cuando entendí que lo mejor era visitar este pueblo de una vez, a esta hora de la tarde, cuando el sol es favorable para fotografiar lo más importante del municipio.

BP
Bella panorámica del municipio.

Bajé a pie desde la carretera Panamericana en donde me dejó la buseta de TranSandoná. El conductor fue tan correcto que me devolvió dos mil pesos de los $9.000 que le había cancelado por el viaje desde Ancuya.

La tarde está espléndida, imposible pedir mejor ambiente para llevar fotografías de recuerdo.

Y este pueblo, ya ve, está bien pintoresco y agradable.

EE
Escultura ecuestre del Libertador.

A primera vista la panorámica que se aprecia desde la vía es encantadora. Provoca entrar al centro urbano.

Mi entusiasmo fue mayor cuando llegué a la plaza ubicada a un lado de la iglesia y me encuentro esa estatua ecuestre del Libertador, tan colorida y original. La enfoqué contra el cielo azul sin nubes, se ve preciosa.

El templo parroquial en honor de San Rafael Arcángel es bonito, pero no tiene plaza al frente, escasamente unos metros para enfocar la fachada desde el piso.

IT
Fachada de la iglesia de San Rafael Arcángel.

En el interior se ve un retablo barroco de colores ocre y verde, con la imagen del patrono en sitio de privilegio.

Durante las Fiestas Patronales, aprovechando la inclinación del terreno, se realizan en Tangua las Competencias de Carritos de Madera.

Hasta el 2019, este municipio de pocos habitantes, será gobernado por Carlos Emilio Guerrero Guerrero.

En el pueblo viven dos mil personas, en el campo nueve mil,  para un total de once mil tangüeños.

El nombre se deriva del término indígena Tawna que se refiere al bastón que se utiliza para andar. Aunque hay quienes refieren a un cacique de las tribus aborígenes con el mismo nombre: Tangua.

Pero no falta quien afirme que el nombre del municipio se debe a la riqueza hídrica que posee, pues en realidad hay ‘TANtaGUA’…

MM
Monumento al maíz en sede cultural.

En todo caso, Tangua está ubicado a 30 kilómetros al sur-occidente de la capital del departamento de Nariño.

Antes de dejar este hermoso pueblo, subí en una moto por mil pesos a conocer el ‘Parque del Trigo y el Maíz’, ubicado en las afueras y cerca a la carretera panamericana.

Allí había grupos de danzas ensayando para el Carnaval de Negros y Blancos que,  no solo se celebra en Pasto, sino también en la mayoría de los municipios nariñenses.

CBN
Máscaras para el Carnaval de Blancos y Negros.

El Parque es un espacio amplio, con zonas verdes y coliseo para diversos eventos.

No tuve que esperar mucho tiempo sobre la vía panamericana hasta cuando me recogió un señor en su auto Mazda, en el cual hace viajes de ida y vuelta entre Tangua y Pasto, a $4.000 el cupo.

Después de coronar el Alto Cova Negra, empezamos el descenso hacia Pasto, pasando por la Cervecería Bavaria, la entrada a Catambuco, corregimiento que ya conozco, las instalaciones de Comfamiliar, la pista para motos, allá abajo, el Batallón y por

PC
Plaza central de Tangua.

último, el ‘Estadio La Libertad’ de Pasto.

Ya en el Terminal de Transportes aseguré mi regreso a Cali para las seis de la tarde por $35.000.

Y tuve tiempo para comer plátano maduro frito de los tan ricos que vende un señor a la entrada al terminal.

Germán Vallejo

En este Blog publico relatos de mis viajes por Colombia y Antioquia. Desde el 2004 he realizado viajes, casi siempre solo, con pocos recursos y en transporte público. Estoy convencido que en un día soleado todo se ve más bonito, por lo que prefiero viajarenverano. Bienvenidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *